Aurora Araujo Narváez

Estudie Fisioterapia en la escuela de Toledo en el año 1991. Soy de esa gente que empezó en la Fisioterapia cuando aún muchos no sabían de qué iba, salvo que era una “carrera muy nueva” y todavía recuerdo con cariño que mi tía abuela no era capaz de decir fisioterapeuta sin trabarse. Para acabar de rematar se me ocurrió ponerme a estudiar psicología, que la pobre tampoco entendía para que me metía en ese berenjenal. Pero es que para algunos lo de estudiar constantemente es más que una afición, una adicción. Y aún así, debo reconocer que sé que hay vida más allá de la Fisioterapia, y en ella disfruto de cada segundo que paso en familia, con mis amigos, adoro la restauración de muebles antiguos, aprender sobre arquitectura y es conocida mi enorme afición por la música y la danza, que me parece una hermosa forma de disfrutar del movimiento, que es la base de la vida.

No creo que haya nadie que haya oído hablar de mi que no sepa que soy orgullosa manchega, nacida en Puertollano, aunque debo decir que Madrid me adoptó hace ya 20 años con muchísimo cariño, y aqui sigo, sintiendo que debo agradecer a Madrid mucho y hacerlo con tesón y trabajo duro.

Y aquí sigo, en el Hospital Universitario Fundación de Alcorcon, intentándolo todos los días y haciéndolo lo mejor que se, en la actualidad combinando labores asistenciales con otras de gestión como supervisora y con el mismo empujee ilusión que el primer día. Porque la Fisioterapia es lo que tiene: que enamora.

Aurora Araujo. Candidata a Decana.

Número de Colegiada 6890